Por Qué Es Mejor Que Sumito Estévez No Vote Por Nadie

Escrito por Jose M el . Posteado en Cartas

Antes de comenzar con mis argumentos, sé que muchos “defensores” de la democracia –pero no de la libertad- deben estar diciendo que el título de esta respuesta a Sumito Estévez es “anti” democrática y que yo soy un potencial tirano. Pero no, estoy muy lejos de serlo porque desde muy joven entendí y me enamoré de la libertad.

Entrando en materia. Un amigo me compartió la carta de Sumito Estévez donde trata de “explicar” por qué él no podría votar por el chavismo. Como yo disfruto ser tajante y honesto –y me ha funcionado- diré que lo primero que pensé –y le respondí a mi amigo- fue, “qué porquería”. Porque si bien es claramente una confesión –aunque Sumito diga que no para evitar el cargo de conciencia- lo terrible de ese mensaje es que, expresamente, es una oda a la izquierda.

Dejando de lado los detalles sobre la historia de su familia –porque son superfluos- arranquemos con el hecho de que sus padres “eran” comunistas. No por ende podemos decir que Sumito lo sea, pero es claro que fue educado con los principios de esta ideología que ha empobrecido a un sinfín de naciones y a millones de personas durante décadas, y aun así los de izquierda dicen que “eso no es de izquierda”; porque siempre ha sido más fácil culpar a la vaca por tus propias metidas de pata.

Y es claro que fue educado bajo esos principios porque se siente orgulloso de que su padre no haya pagado ni un centavo cuando fue atendido y salvado en un hospital; que el Estado haya pagado por el entierro de su abuelo y que él, junto a sus hermanos, no hayan tenido que pagar nada por su educación. Esa idea –totalmente de izquierda- que le hace creer a millones de ciudadanos en el mundo que “lo gratis existe” y que se lo merecen todo sin tener que dar nada a cambio. Esa idea –totalmente de izquierda- que mantuvo en el poder a AD y COPEI durante “la cuarta” y que ha mantenido al chavismo en “la quinta”, porque la única forma de que algo “sea gratis” es, que exista un Estado Todopoderoso que castigue a los que producen, para darle a los que no.

Esa absurda idea –totalmente de izquierda- que considera “solidario” quitarle por la fuerza –impuestos- una tajada a quienes trabajan duro, para darle a miles de “Sumitos” y su familia. Esa estúpida idea –totalmente de izquierda- que miles de “Sumitos” aprueban, porque quieren un pedazo del botín que se roban aquellos que ellos ponen en el poder por votos –de los cuales no se arrepienten-. Esa peligrosa idea –totalmente de izquierda- que ha sido el germen de las peores injusticias que se han cometido en el mundo; Unión Soviética, China, Cuba, Corea del Norte y Venezuela –por mencionar solo algunas- gracias a que millones de “Sumitos” consideran “bonito” darle a una pila de delincuentes todo el poder, “porque ellos quieren algo gratis”. Esa condenada idea –totalmente de izquierda- por la cual precisamente Sumito –siendo “negociante”- no puede comprarse la casa que quiere, porque el sistema que apoya no se lo permite.

Es por eso que digo tajante y honestamente: es mejor que Sumito Estévez no vote por nadie. Porque con ese orgullo de “ser de izquierda”, este señor lo que quiere es que le den un pedazo del botín que otros se roban; esos por los que él va a votar, quizás porque no tiene la valentía para robar él mismo y quiere que otros lo hagan amparados en su voto. Él, que dice que “no quiere que las cosas sigan igual” pero le dará el voto a la pila de delincuentes de “la cuarta” que nos trajeron a “la quinta” con la cual negocian.

Si bien no podía decir que “Sumito es comunista porque sus padres lo eran”, resultó que sí. Con esa oda a la izquierda, con ese orgullo de que su familia no tuvo que pagar por “las cosas que necesitaron” y que ahora no consiguen, ¿qué querían? ¿No pagar nunca el precio de haber apoyado ese enorme saqueo, cuya consecuencia inevitable es esta escasez? Ah, pero claro; como buen comunista: “la culpa es de la vaca”, “esto no es izquierda” y comencemos de cero otra vez el mismo sistema que ha saqueado, empobrecido y asesinado a millones de personas en el mundo: el socialismo.

Para terminar, quiero decirle a Sumito: la razón por la que ni usted, ni sus padres, ni sus hermanos tuvieron que pagar por “las cosas que necesitaron” no fue porque el Estado de “la cuarta” lo hizo. No señor; la razón real es: porque otros qué sí tenían negocios y que sí estaban produciendo, tenían una pistola en la boca –por la que su familia estaba votando a favor- amenazándolos para que paguen sus impuestos. Mejor averigüe quiénes eran y agradézcales a ellos.

Yo no quiero más “Sumitos” en Venezuela, y al ver que miles de venezolanos aplauden esa “oda a la izquierda”, no me queda más que decir: al comunismo le quedan más décadas.

 

Por: José Miguel  |  Foto: Sumito Estevez


Jose M
Fundador de iF Revista Digital. Escribo para no morir en el tiempo; opino para defender lo que sé y cuestiono para descubrir lo que no. Capitalista | Libertario | Egoísta | Amante de la libertad individual


Lee Nuestros Artículos ¡¡RECOMENDADOS!!

Cuestiona Todo Ícono-circular-iF