SIMADI: Sistema Que Lo Admite Todo Pero No Soluciona Nada

Escrito por Héctor el . Posteado en Noticias

Hoy en Venezuela, un Gobierno de izquierda se ha visto presionado por los altos niveles de pobreza. Ha tomar medidas que intentan emular el mercado, copiando los precios lo mas posible y admitiendo que el mercado es la medida correcta para sacar a los Venezolanos de la pobreza y de la crisis económica, pero nunca destripando el tumor del control cambiario y control de precio.

Han establecieron tres controles de cambio para divisas, uno de ellos con un precio equivalente a una fracción del precio de mercado para alimentos y medicinas. El segundo es una tasa que funcionará por Subastas ficticias, creando monopolización y lobbismo que enriquecerá a un montón de inútiles que no producen nada para la sociedad, pero que son amigos del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) o la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB). Por último inventaron una tasa libre (admitieron que las medidas para salvar al venezolano de la  miseria es una Económica de mercado) para la compra y venta de dólares a precios de oferta y demanda (precio de mercado), pero lleno de burocracia fiscal, donde debes justificar que haces con tu dinero.

La primera tasa generara más pobreza para los más pobres, debido a que no les permitirá trabajar. Simplemente los condena a seguir pasando sol y agua en colas interminables mientras que dichas empresas a las que se le otorgan los dólares para comprar estos productos se ven sometidas a obedecer cualquier locura que se le ocurra al régimen y viven bajo la amenaza de expropiación o privación de libertad.

El segundo mantendrá la élite cooperativista a la que le darán dólares a precios más bajos simplemente por ser amigos de la dictadura o por darle “pa’ los frescos” a los grupos armados del Estado al mismo tiempo que crea incertidumbre sobre el respeto a la propiedad privada, puesto que el hecho de dar estos beneficios es un vulgar robo.

Las dos primeras medidas crearán lobby: políticos negociando ventajas económicas, pero el tercer control de cambio es el más interesante. Funcionara con Ley de Oferta Y Demanda, es decir, a un sistema de mercado en el que el Estado “no impondrá precios ni tasas fijas”.

¿Qué insinúa todo esto? Que el régimen admitió que la salida a la crisis económica nacional es establecer precios de mercado hasta para el mercado internacional. Pero debo advertirles que  este tercer tipo de cambio será más de lo mismo, si mantiene la burocracia; si es necesaria una documentación extensa para acuerdos que deben ser libres y voluntarios entre los involucrados.

El gobierno ha aceptado que la crisis en Venezuela se deriva de los controles económicos impuestos por el Estado con tasas fijas y que la única salida al problema sería la liberación del mercado, para lo cual es fundamental el respeto a la propiedad privada, cosa que los comunistas no han hecho nunca y jamás harán. Por lo tanto solo pueden generar corporativismo.

Cambiarle el nombre al sistema cambiario no soluciona nada. CADIVI, SICAD I, SICAD II, SIMADI, pueden llamarlo como quieran pero es más de lo mismo. ¿Cambiar a los que están en el poder y erradicar el sistema socialista? Eso lo solucionaría todo.

 

Por: Hector Giron  |  Foto: Nelson Merentes


Héctor
Héctor Girón Cicoira, es un joven amante de ´Cuestionarse Todo´ idealista, ansioso e inquieto, que persigue el estado de entelequia como un perro que persigue una pelota que arroja su amo, con la diferencia que su amo es su propio intelecto. Venezuela


Lee Nuestros Artículos ¡¡RECOMENDADOS!!

Cuestiona Todo Ícono-circular-iF